BRIEFING, EL PRIMER PASO

briefing

El término briefing es un anglicismo de uso común en el mundo del márketing y el diseño. La traducción sería informe o documento, y hace referencia a toda la información previa que debemos recoger antes de elaborar cualquier acción de márketing o un diseñar algo.

Cuando vamos a emprender un viaje con un destino establecido, fijamos una ruta, hacemos el equipaje, y comprobamos que llevamos todo lo necesario, para no perdernos o quedarnos tirados en mitad del camino. Algo parecido ocurre cuándo vamos a emprender una acción de márketing. Vamos a gastarnos un dinero y debemos actuar con conocimiento y responsabilidad, para que nuestra inversión tenga resultados y valga la pena. Es en este momento cuando tiene sentido el “briefing”. Cuanta más y mejor información dispongamos sobre nuestro objetivo, más probabilidad de acertar tendremos, al igual que conocer las posibles rutas y requerimientos de un viaje aumenta las probabilidades de que lleguemos a nuestro destino.

En la fase inicial del briefing determinaremos si las expectativas son realistas, descubriremos el grado de conocimiento del cliente sobre su propia empresa o proyecto, si dispone de los medios necesarios, e incluso la química con el cliente y su proyecto.
En esta fase de entrevista inicial se determina si la acción de márketing es interesante para ambas partes. Dicho más claramente, si podemos ayudar al cliente y si estamos dispuestos a hacerlo.
Muchos de estos aspectos recogidos en el briefing podrían ser confidenciales, por lo que solamente se deberían recoger una vez que hay un acuerdo para realizar el trabajo tras la entrevista incial.

Un buen briefing debería recoger los siguientes aspectos:

  • Trayectoria de la empresa o del profesional: ¿Quién eres y cuál es tu experiencia? ¿hay algún elemento de diseño o tradición que debas mantener?
  • Objetivos: Tanto de la acción de márketing o diseño en concreto, como los objetivos globales; ¿qué quiero conseguir?, ¿cómo espero conseguirlo?, ¿son realistas estas expectativas?, ¿encaja el estilo de este diseñador o agencia con el estilo que yo quiero para mi diseño?, ¿tengo claro lo que quiero?.
  • Productos y servicios: ¿Cuáles son los puntos débiles y fuertes de tus productos o servicios? ¿hay algo que te haga especial?.
  • Mercado: ¿Quién son tus clientes actuales y potenciales?, ¿Cómo son tus clientes?, ¿qué valoran?, ¿por qué te escogen a tí? y los que escogen a la competencia ¿por qué lo hacen?, ¿Quién es tu competencia, ¿Qué tienes tu que no tengan ellos y viceversa?.
  • Medios: ¿Con qué medios económicos cuentas para tus acciones de márketing?, ¿tengo fotografías y buenos textos para explicar lo que quiero contar? ¿dispongo de tiempo para colaborar en la realización cuando sea necesario?

El responder a todas estás preguntas con sinceridad y detalle, incrementará la efectividad de nuestras acciones de márketing, nos hará ahorrar dinero y lo más valioso que tenemos todos, tiempo.
Resumiendo, conócete bien, conoce bien a tus clientes y tu competencia, busca y desarrolla aquello que es valioso y te hace especial y diferente a los demás (tu ventaja competitiva) y comunícalo con elegancia y efectividad a quienes pueda interesarle (tu público objetivo).

Leave a comment